viernes, 24 de junio de 2016

Estilo montañés en edificios de la zona rural

   Aunque se conservan en el casco urbano muchos edificios de estilo regionalista montañés en las afueras de Gijón y en la zona rural también contamos con otros muchos ejemplos.   
    Son chalets unifamiliares con terreno y zonas ajardinadas que se localizan en el Bibio, Somió, La Providencia, Cabueñes, Granda y muchas parroquias más.
   
   A lo largo de la carretera que atraviesa Somió se pueden contemplar varias casas con las trazas regionalistas que estuvieron de moda hasta los años 30 del siglo XX. Todas con su mezcla de casona montañesa y casona asturiana, tanto con torre y planta rectangular como con ventanas de medio punto, balconadas o porche cerrado. 

Chalet en la carretera del Piles al Infanzón
   Entre todas estas construcciones destacan por encima de las demás dos ejemplos de arquitectura regionalista fuera de la ciudad que son la finca de La Riega y La Granja de la Providencia.

   Ambas se pueden ver desde diferentes puntos de Gijón al estar emplazadas en la ladera de subida hacia el alto del Infanzón. Aunque hubo una época en que su aislamiento las hacía visibles desde cualquier punto de la playa, hoy es necesario localizarlas en medio de un conglomerado de urbanizaciones, chalets y parcelas. 

La Riega. Manuel del Busto. 1919
   La finca de La Riega fue construida en 1919 por Manuel del Busto para José Bernaldo de Quirós, de quien se dice que su afición al juego le llevó a apostarla y perderla. Actualmente pertenece a la familia Figaredo, que fue una de las pioneras en el uso de estas mansiones como espacio para la celebración de bodas y eventos. Hoy es de las más demandadas. 

Torre blasonada del más puro estilo montañés con su cubierta a cuatro aguas 





 Las amplias cornisas también son de inspiración montañesa. 


   Desde La Riega hay unas vistas sobre el valle y sobre Gijón inmejorables, gracias a la altura en que está situada. 

El corredor con balaustrada de madera es típico de las casonas asturianas. También su orientación al mediodía


Portalada de entrada en la carretera del Piles al Infanzón
  
 La Riega se ve muy bien desde la carretera. Está en muy buen estado de conservación y es francamente bonita. Aunque la carretera no tiene arcén se puede aparcar frente a la entrada y verla de cerca. Merece la pena. 





    La Granja de la Providencia fue durante décadas la casa más visible en esta ladera de la montaña. Siempre destacó delante de una mancha de eucaliptos que se halla un poco más arriba. Fue construida por el arquitecto Francisco Carrera para José Medina Tuya entre 1927 y 1929, siguiendo los cánones del estilo montañés de moda en la época. 

Granja de la Providencia.Francisco Carrera. 1927
       Esta casa está actualmente muy desvirtuada debido a los añadidos que se han venido realizando desde hace años. Sin embargo conserva su torre y planta rectangular original, sus pronunciados aleros, y su porche. 





   Era una finca de grandes dimensiones, hoy totalmente parcelada, a la que se accedía desde la carretera de subida a la Providencia. Todavía hoy  al llegar a los pies de la casa se puede tomar el camino viejo situado a la izquierda en plena curva, que era el que antiguamente conducía hasta ella. En esta curva se conserva un tramo del cercado que la rodeaba.   



   La mejor vista de la casa es la que se tiene cuando bajamos andando desde la Providencia.   

4 comentarios:

  1. Poco a poco este blog se irá convirtiendo en un lugar precioso para los que vengan detrás. Un abrazo de agradecimiento.

    ResponderEliminar
  2. Si sirve para que alguien disfrute y valore un poco más nuestro maltratado patrimonio ya me doy por satisfecha. Saludos, Belén.

    ResponderEliminar
  3. Muy interesante.No conocía ningún estudio sobre el tema

    ResponderEliminar
  4. Gracias por el comentario. Hay muchos más ejemplos de edificios de estilo montañés que irán saliendo poco a poco en próximas entradas.

    ResponderEliminar